¿Musicólogos con futuro? Doble Grado en Filosofía e Historia y Ciencias de la Música y Tecnología Musical

¡Hola musiqueros!

Hace unas semanas en este blog nos poníamos al día con las novedades en musicología de cara al nuevo curso. En la búsqueda de los programas de las diferentes universidades, me quedé sorprendida con la oferta de la UAM (Universidad Autónoma de Madrid).

Atención:

Doble Grado en Filosofía e Historia y Ciencias de la Música y Tecnología Musical

¿En serio hacía falta este doble grado? La UAM es conocida por mi ya que es allí donde cursé la licenciatura. Sí, esa famosa licenciatura con la inserción laboral más alta que encabeza los top ten de carreras con salidas aunque sean salidas (de otra cosa).Para mi fue lo mejor: Profesores maravillosos, materias que hacen soñar y un ambiente investigador que hace estar en pleno subidón musical pero como sabéis toda subida tiene una bajada, y esa llega cuando finalizas los estudios. Siempre  he pensado que el handicap de musicología ha sido la falta de especialización y unión con la realidad  del mercado laboral, porque sí, para ellos no somos más que licenciados o graduados en humanidades. ¿Quién destaca? ¿Quién logra tener una carrera profesional decente además de la docencia  y ala investigación? Las especializaciones tienen la clave. Musicología sin especialización no es nada.

Como veis, la UAM introduce en el grado “y tecnología musical” cosa que está genial, pero mirando los programas se refiere a las asignaturas optativas en su mayoría. La verdad es que en ese área hay grandes profesionales y se aprende muchísimo pero el único punto negativo es que podría ser un Tecnología musical de verdad.

Y ahora viene lo mejor, por fin un doble grado en musicología .¿Pensando en la inserción laboral? Si leemos el díptico, nos informa de los posibles empleos:

Los egresados en el Doble Grado en Filosofía e Historia y Ciencias de la
Música y Tecnología Musical podrán desarrollar su labor
profesional en la enseñanza, tras cursar el Máster de Educación
Secundaria, en bibliotecas y archivos, editoriales y
empresas discográficas, fonotecas, cadenas de radio y TV,
productoras audiovisuales y multimedia, empresas y organismos
de gestión cultural y musical y edición y crítica
musical.

 

Y yo reflexiono: Para poder trabajar en todos esos campos que menciona, ¿no sería mejor un doble grado útil que aporte una doble especialización competitiva en el mundo laboral? No os preocupeis que ya lo pongo yo:

Periodismo + musicología

Documentación + musicología    

Pedagogía + musicología

Restauración + musicología

Estudios literarios + musicología

 

Esto suena mucho mejor ¿verdad? Más atractivo y con posibles salidas reales al mundo laboral si se enfocan bien los estudios de forma paralela con posibles colaboraciones. Unir  filosofía y musicología  es algo redundante e innecesario, ya que de por sí la carrera está muy relacionada la filosofía. Quizá con las pocas salidas laborales que tienen estos estudios este doble grado con filosofía sea como la estocada final para relegar estos estudios a… ¿qué eres musiqueeeeeeéé? Pfffffffffff……

Y vosotros, ¿Cómo lo veis?

 

¡Hasta el próximo artículo!

 

Orangután musical
                            Yo cuando ví el doble grado en filosofía y musicología en la UAM

 

Si os ha gustado este artículo, ¡comparte! Y si no te ha gustado porque piensas que este doble grado es canelita fina,  pues no lo hagas! Por último no os olvidéis que si tenéis un evento y tenéis que regalar algo a los peques ¡Regalad mis libros de Osito Dani!

 

Futuros estudiantes: Estudiar musicología curso 2017/18 ¿Es lo mismo musicología que Historia y Ciencias de la música?

Hola musiqueros!

Como cada año, suelo dar un paseo en las novedades que tenemos para aquellos que quieran estudiar musicología. En la actualidad estos estudios se llaman: grado en Musicología o Historia y  Ciencias de la Música. Desconozco el porqué de este desdoblamiento en el nombre del grado, pero visto los programas de los estudios todo indica a que se trata de una cuestión de forma a la hora de adaptarse a los nuevos cambios de la carrera  según normas legislativas vigentes respecto a educación.

Quitando asuntos de nombre el grado en musicología o Historia de la música sigue una estructura similar en estos años después de la reforma sólo que en los planes antiguos contábamos con los famosos y temidos complementos de formación que era algo así como cursos puente

Actualmente podemos dividir los 4 cursos de la carrera en:

  • 1er año: Asignaturas generales introductorias a la musicología (muy útiles para aquellos alumnos que tengan ponerse al día en conceptos musicales básicos)
  • 2do año: Asignaturas referidas a la historia de la música y su análisis desde su inicio hasta el Barroco.
  • 3er año: Asignaturas referidas a la Historia de la música desde el Barroco hasta la actualidad.
  • 4to año: Prácticum, optativas  (no es necesariamente este año, éstas asignaturas se pueden cursar a lo largo del grado dependiendo en la Universidad donde se estudie).
  • Todos los años: Asignaturas referidas a la estética de la música y el estudio de diferentes campos musicológicos.

A continuación os paso unos enlaces a los dípticos y planes de estudio de las Universidades en las cuáles se puede cursar musicología. Unas más nuevas, otras con una amplia carrera en la enseñanza e investigación musicológicas:

Grado en Musicología Universidad Complutense de Madrid 

Grado Historia y Ciencias de la música Universidad de Granada

Grado en Musicología Universidad Autónoma de Barcelona (guías docentes 2016/2017)

 

Grado en Historia y Ciencias de la Música y Tecnología Musical Universidad Autónoma de Madrid

Doble grado en Historia y Ciencias de la Música y Tecnología Musical Universidad Autónoma de Madrid

Grado en Historia y Ciencias de la Música Universidad de Oviedo

Grado en Historia y Ciencias de la Música Universidad de Salamanca

Grado en Historia y Ciencias de la Música Uniersidad de Valladolid

Respecto a Online, tenemos dos posibilidades por la Universidad de Murcia (semipresencial) y la Universidad Alfonso X el Sabio (online)  esta última ofrece facilidades para convalidar estudios en alumnos de extracomunitarios, lo que puede ser ideal para los que me escribís de latinoamérica preguntando sobre la posibilidad de cursarlo en España online.

Para el siguiente artículo me detendré en el doble grado de la UAM ya que me ha resultado muy curioso y tengo ganas de hacer algunos apuntes sobre esta nueva titulación. Espero que os haya servido este pequeño repaso para los que estáis dudosos de empezar el grado, para los que buscáis información y para los que simplemente queréis ver un poco que se cuece en los ambientes universitarios sobre el estudio de los estudios musicológicos.

 

¡¡¡ Hasta el próximo artículo  !!!

¿Saldría de aquí algún musicólogo?

 

Si os ha gustado no olvidéis compartir en redes sociales 😀 También os recuerdo que estoy empezando con mi proyecto de libros infantiles ilustrados de Osito Dani ¡Os animo a echar un vistazo haciéndo clik aquí!

 

 

 

Consejos para volver a estudiar música ¿Quieres engancharte a la música? ¡Yo te digo como!

¡Hola musiqueros!

Muchos de vosotros me escribís al correo y a la página de Facebook para preguntarme vuestras inquietudes acerca de volver a estudiar música de nuevo después de un largo paréntesis por X motivos. Leo en muchos de los mensajes que os da un poco de corte mencionar las nociones musicales que tenéis ya sea en el conservatorio con los primeros cursos o a nivel particular en casa o alguna agrupación para después realizar siempre la misma pregunta ¿ Podré volver a estudiar música?? ¿Podré estudiar musicología? ¿Podré tocar tal instrumento? ¿Apuntarme a un coro? Y la respuesta es la misma: ¡ Sí, sí y si ! (pleno!)

Para ello, he pensado unos cuantos musiconsejos para haceros más fácil la vuelta a la música.

Consejo nº1

Si quieres volver a estudiar música, hazlo sin complejos. Cuando se lleva tiempo sin practicar un instrumento o afianzar los diferentes conocimientos musicales, estos no se olvidan. Se oxidan un poquito así como quien se machacaba en el gimnasio y perdió su musculatura, en música sucede lo mismo: El empezar de cero en mi opinión es un error que hace el camino más largo, lo ideal es autoevaluar para conocer el nivel del que parte (a veces mayor del que se piensa y a partir de ahí reforzar los conocimientos previos que tenemos más asentados y continuar el camino. Parece imposible, pero con constancia se llega en poco tiempo al punto en el que se dejó la música en standby

Consejo nº2 

Redirige tus estudios musicales hacia el lugar donde tu quieras. Si la primera vez lo dejaste por dejadez o aburrimiento ¡no te preocupes!, es algo que suele pasar más a menudo de lo que pensamos ¿O es que crees que los músicos no han pasado sus crisis creativas? A veces es mejor mejor realizar un parón,seguir estudiando de algo que no nos llena. Puede que te encante la guitarra, pero si empezaste con el método erróneo lo más seguro es que ahora no te quieras enfrentar a ella por mucho que lo desees. Pues bueno, ya es hora de empezar ¿no? Si hay algo positivo que tiene la música, son las diferentes formas a las que acceder a ella. Un repertorio que te atraiga y un ritmo adecuado de estudio a tu ritmo de vida hará el resto.

Consejo nº3

El lo dejé porque era muy malo es la excusa nº 73842 que no admito. ¿Malo? noooo, nadie es malo en música, todos los alumnos tienen sus procesos de aprendizaje así que desterrad ese pensamiento tan negativo. Puedes tener más o menos acierto con el oido o que tu voz no suene del todo angelical, pero malo nunca. No hay estudiante malo si lo que más desea es aprender y tiene la fuerza de voluntad y constancia para hacerlo. Lo importante es rodearse de un buen ambiente que anime al aprendizaje. Por eso siempre os animo a buscar recursos en la red y a grandes educadores que siempre estarán dispuestos a ayudar y darnos ánimos si te sientes perdido.

¡Bonus track!

Prohibido pensar….

  • Ya se me pasó el arroz musical
  • Me encanta la música pero no se me da bien
  • Ya no me acuerdo de lo que estudié, ¡paso!
  • No me van a tomar en serio
  • Toco supermal ¡Qué verguenza!
  • Me siento mayor para seguir estudiando.
  • La gente que sabe música son seres de luz *
  • ¡Voy a hacer el ridículo!

*Nota de la autora: No somos serés de luz. La música es producto de estudiar y practicar mucho para después con la destreza necesaria disfrutar lo que no está escrito 🙂

¡Hasta el proximo artículo y adelante, que quiero ver los nuevos musiqueros que están por venir!

Aprender música es más sencillo que encontrar a Wally. Palabrita!
Aprender música es más sencillo que encontrar a Wally. Palabrita!

 

 

¡Espero que os haya gustado esta entrada!. Si es así podéis compartir en vuestras redes sociales en los botones de más aabajo y suscribiros a las actualizaciones del blog!

 

 

¿Por qué estudiar un grado en Musicología? Razones para estudiar Musicología que seguro te van a gustar

Hola! Qué tal? Ya se acerca el verano, y con ello muchas decisiones importantes para muchos de vosotros 🙂

Ya que mis artículos más vistos son los que están relacionados con estudiar musicología, ¿por qué no hacer un update  de este tema?. Os he contado un poco las salidas laborales (desde aquí muchos sois los que me consultáis por correo electrónico sobre este aspecto) y también las cosas que tenéis que saber si queréis estudiar musicología pero … ¿Por qué no dar las razones por la que si debes de estudiar musicología? Ah! Aviso para navegantes, la del trabajo NO es una de ellas! (aunque con matices)

 

 Razones por la que debes estudiar musicología

1. Versatilidad: La carrera está compuesta por una serie de materias troncales que aborda la música desde muchos aspectos sociales y culturales.

2. Especialización: Esto se produce si no abordas la carrera como un todo y te centras en el área que te interesa puedes ahondar en el campo musical que más te interese.

3. Investigación: La base del aprendizaje en estos estudios se centra en la investigación. Aprenderás a investigar y realizar interesantes trabajos de campo cuyos resultados te sorprenderán gratamente y probablemente te ayuden a especializarte a un tema en concreto.

4. Interrogantes: Resolverás con tus propias investigaciones interrogantes musicales que siempre te has preguntado y seguramente te quedarás con ganas de más, ¡mucho más!.

5. Pensar . Descubrirás que la música no es sólo lo que escuchas, sino también lo que piensas. A través de nuestra historia musical comprobarás que  el hombre (y mujer) no se dedicaba solo a componer, también a pensar y reflexionar sobre la música y nuestra historia sonora.

6. Analizar. Con esto hallarás respuestas a preguntas como ¿Qué hace una nota como tú en una partitura como esta?

7. Desarrollar tu carrera profesional. Vale, el futuro de un musicólogo es bastante negro y no se rifarán las empresas por contratarte. Si te especializas con un máster y trabajas en las diferentes becas relacionadas en música en empresa privada mientras estudias, puedes llevarte muy gratas sorpresas. Ah  ¡aprende inglés! ¡Un musicólogo sin inglés es como un jardín sin flores!

8. ¡Quiero ser investigador!. ¿Has descubierto un tema que te apasiona y quieres saber más de lo que llegaste a imaginar? Quizá la investigación sea tu salida, pero para ello te recomiendo al escoger la universidad dónde estudies que te informes de sus líneas de investigación si tienes pensado optar a una beca para el departamento. Por ejemplo, en la Universidad Autónoma de Madrid, Cervantes y Quijote en la Música. Para realizar tu tesis, lo ideal es que estés becado, así que para llegar a este punto… A darle duro con el estudio, colabora con los departamentos ya que si no, de beca nanai y será un poco difícil costearlo de tu bolsillo.

9. Continuidad. Para los que somos más mayorcitos y ya tenemos una carrera profesional,  estudios terminados y tenemos ganas de dar un punto “fashion” a nuestra  formación académica, la especialización es un plus. Siempre recomiendo el Máster en Musicología si no quieres estar 4 años, así como para los musicólogos de grado les recomiendo un máster que les especialice. Un grado de musicología sin experiencia laboral, lo tiene bastante difícil para salir al mercado del trabajo, lo importante no es lo que estudies sino cómo y qué haces mientras estudias.

10. Opositar, educacion, conservatorio. Si te gusta la docencia y te gustaría dar clases de música en Secundaria, esta es tu carrera ! Pero no olvides hacer el Máster en Secundaria cuando termines tus estudios. Respecto al conservatorio, no hace falta decir que es complemento perfecto si queréis iniciar estudios universitarios. Aunque dejo una nota: Musicología y conservatorio nunca han estado muy cohesionadas, más bien ha ido cada una por su lado a pesar de que muchos de los que hemos estudiado la carrera, somos interpretes de instrumento. Antiguamente, cuando yo estudiaba la licenciatura (no grado)  equivalía al Superior del Conservatorio. Más información de Conservatorios y Educación aquí (Imprescindible labor de Jose Luis Miralles)

11.  Mola mucho. Pues sí, seguro que al comienzo del primer curso, habrá asignaturas que te parecerán un plastón, pero con el paso del tiempo aprenderás a entender la música en su contextos y aunque haya momentos en los cuales parezca que te vaya a explotar la cabeza con tantos trabajos y exámenes, resulta que al final echarás la vista atrás y desearás aprender tantas cosas de nuevo. ¡Yo quiero volver a estudiar musicología!

Diario de una Musicóloga

Como veis no son pocas las razones positivas. Si estudias con cabeza, siendo un alumno activo puedes tener muchas satisfacciones. Un alumno pasivo, quizá encuentre desazón al terminar la carrera ya que será aprendiz de mucho pero maestro de nada. Quizá debido al mercado laboral la carrera requiera un doble esfuerzo y una gran implicación, pero eso ya depende de nuestros sueños y de las ganas que tengamos de conseguirlos o por lo menos intentarlo.

¡Hasta el próximo artículo y mucha suerte para los que esteis de exámenes!

 

Si te han gustado mis razones para estudiar musicología puedes compartir este artículo, y si no te apetece compartir, no pasa nada, ¡nos leemos muy pronto!:-)